Elogio de la palabra | Alfredo Gómez Cerdá

Elogio de la palabra

En una entrada anterior -«No será una presentación más»- hacía referencia a la iniciativa de algunos profesores de instituto de la sierra de Madrid, que luchaban por dignificar su trabajo y por darle la proyección social que le corresponde. A ellos se debe la creacíón y el impulso del premio de relatos «José Saramago».